Seis países en América Latina ya han prohibido los experimentos en animales para la industria cosmética

62

Cada año ratas, conejos, conejillos de india y otros animales son utilizados para crueles pruebas para productos cosméticos y de higiene. Si bien ya existe consenso sobre el uso de métodos alternativos para comprobar la seguridad de este tipo de productos, la práctica sigue vigente en la mayoría de los países del globo. 

La experimentación en animales para la industria cosmética se registra desde comienzos del siglo XX, utilizada para comprobar la seguridad del uso de este tipo de productos en las personas. Si bien es una práctica condenada por la opinión pública, sólo 45 países en el mundo han legislado por prohibirlas. 

 

En América Latina, México, Guatemala, Ecuador, Colombia, Brasil y Chile son los países que han avanzado en la aprobación de leyes que incentiven métodos alternativos al uso de animales y la regulación de esta practicas para la industria cosmética. Siendo Chile el país más reciente, con una ley promulgada el 27 de enero de este año, que modifica el Código Sanitario para prohibir la experimentación en animales con miras a la elaboración de productos cosmético, así como la importación y comercialización de estos productos.

En México, la legislación fue aprobada y publicada en el Diario Oficial de la Federación el año 2021, a pesar de esto, la Cofepris aún no redacta su Norma de Regulación Oficial, por lo que la ley no ha podido entrar en vigor: “México ha tomado el liderazgo de la exportación de productos cosméticos y de cuidado personal en la región, superando a Brasil el 2022. En el país, el mercado cosmético local ha tenido un crecimiento de un 6,7%, posicionando a la industria como una de las más exitosas del país. Retomar la redacción de la NOM sobre la ley que prohíbe los experimentos en animales es clave para posicionarse como una industria innovadora en el mundo” indicó Nicole Valdebenito, cofundadora y Directora de Concientización e Incidencia de ONG Te Protejo

 

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), ya ha aprobado alrededor de 29 pautas para test alternativos, que no implican el sufrimiento de animales, por lo que las pruebas de seguridad y toxicología para esta industria pueden ser realizadas sin la necesidad de dañar o matar animales. En la región hay un aumento en la presencia de laboratorios que realizan estos test alternativos, destacando en Chile Functional Life y LIALT en México. 

A nivel mundial, se estima que al menos 192,1 millones de animales se utilizan para pruebas e investigación en todo, gracias a una investigación de Cruelty Free International el 2015. Sin embargo, el número exacto es muy complejo de estimar con precisión, porque cada país clasifica a los animales de investigación de manera diferente, y no todos transparentan esta información, por lo que se cree que el total de animales podría ser muchísimo más alto.

 

Como consumidores podemos aportar a terminar con estas crueles prácticas, escogiendo productos cosméticos, de maquillaje, cuidado personal y del hogar que cuenten con una certificación cruelty free, que aseguren que tu producto este 100% libre de análisis en animales en todo su proceso de producción. Puedes revisar las marcas que poseen este sello en la página web www.ongteprotejo.org/mx

Comments
Loading...